La Jefa de Estado, Jeanine Áñez. (Foto: Archivo)

ABI

La muerte del presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), César Salinas, víctima del COVID-19, provocó este domingo un alud de condolencias por parte del mundo del balompié nacional e internacional, al que se adhirió también la presidenta Jeanine Áñez.

“Mis condolencias a los familiares y amigos de César Salinas, presidente de la Federación Boliviana de Fútbol. Tienen todo mi apoyo en estos duros momentos, mis oraciones están con ustedes”, escribió la mandataria boliviana, a través de su cuenta de Twitter.

La Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) y varias federaciones de la región, como la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y la Federación Peruana de Fútbol (FPF), se solidarizaron con el balompié boliviano, por la partida de su principal dirigente.

“La Conmebol y la familia del fútbol sudamericano lamentan profundamente el fallecimiento del señor César Salinas, presidente de la Federación Boliviana de Fútbol. Hacemos llegar nuestras más sentidas condolencias a su familia, así como a amigos y compañeros de la FBF”, señala la cuenta oficial de Twitter de las asociaciones de fútbol de la región.

Salinas murió hacia las 16h30 locales de este domingo, a los 59 años, después de haber luchado por dos semanas contra el coronavirus, y a pesar de recibir la donación de plasma hiperinmune por parte del guardameta Carlos Lampe.

Hace poco más dos semanas, el presidente de la FBF condujo una reunión de la División Profesional del fútbol boliviano, en lo que fue su última aparición en público ante los medios de comunicación.

Su esposa y presidenta de The Strongest, Inés Quispe, también dio positivo a coronavirus, aunque su estado de salud es estable.

Los clubes de la división profesional del futbol boliviano se adhirieron al duelo, incluyendo The Strongest, un club que Salinas dirigió por cuatro años.

linkedin