Un escultor boliviano trabaja en una obra. (Foto: La Época)

Karem Mendoza G. / Bolivia Digital

La presidenta constitucional Jeanine Áñez prometió impulsar el arte y la cultura desde el Ministerio de Educación con programas actuales y nuevos proyectos para fomentar estas áreas durante la emergencia sanitaria por coronavirus (COVID-19).

“Se impulsará arte y cultura desde el Ministerio de Educación. Además, seguiremos con los programas vigentes y abriremos nuevos para sostener arte y cultura en la pandemia”, escribió la dignataria en su cuenta de Twitter.

Con el propósito de ahorrar recursos del Estado y destinarlos a la lucha contra la pandemia del COVID-19, la Mandataria decidió fusionar tres ministerios y cerrar dos embajadas. La autoridad instruyó además revisar a detalle los “cargos innecesarios y los gastos absurdos que inventó” el Movimiento Al Socialismo (MAS).

Los exministerios de Culturas y Turismo y de Deportes ahora dependerán del Ministerio de Educación, a la cabeza de Víctor Hugo Cárdenas. Estas instituciones según el Decreto Supremo 4257, se convertirán en viceministerios.

“El ahorro económico financiero de esta reestructuración será totalmente destinada al Ministerio de Salud para que luche en mejores condiciones contra el coronavirus”, aseguró Cárdenas.

Ante los pronunciamientos de artistas en redes sociales con mensajes de “indignación” – como ‘Soy artista, no soy un gasto absurdo’ – ante la noticia de la fusión del Ministerio de Culturas, el Ministro de Educación manifestó que hubo una “equivocada interpretación”.

La autoridad aseguró que la cultura es lo “básico y esencial” de un país y para el Gobierno la cultura es muy importante, según aclaró en una entrevista televisiva.

Asimismo, Cárdenas ejemplificó que con la creación de un Ministerio de la Mujer o de la Juventud no se solucionan los problemas de un determinado sector.

“Este recelo será despejado cuando nos reunamos con los artistas y otros sectores y vean que de nuestra parte y del Gobierno hay la mejor voluntad para encarar los proyectos que estaban trabajando e impulsar más la situación de los actores diversos que trabajan en el área de la cultura y lo mismo para deportes. No he venido para frenar nada sino para impulsar, consolidar y mejorar todo lo que se venía trabajando”, aseveró.

Respecto al posible cambio de funcionarios, el ministro afirmó que no habrá una “masacre blanca” y aclaró a los servidores públicos que sólo cambiarán de repartición. Por otro lado, aseguró que en caso de nuevas designaciones serán “en beneficio” del desarrollo de las políticas culturales y deportivas.

“A mí me gusta nombrar personas que por su profesionalidad y sus características principales encajen perfectamente con los requisitos para cada cargo. Yo no improviso personas como se hacía en el pasado”, sentenció la autoridad gubernamental.

linkedin