Los principales estadios de Cochabamba y La Paz serán escenarios de la 3 fecha del torneo clasificatorio de Copa Libertadores; esta semana. (Fotos: APG)

Ghilka Sanabria/ Bolivia Digital

Después de medio año de suspensión obligada debido a la pandemia de coronavirus y al confinamiento al que Bolivia se sometió, acorde a lo que ocurrió en todo el mundo; la semana que comienza volverá el fútbol de Copa Libertadores en nuestro país. El martes 15, desde las 18:15, el estadio “Félix Capriles” de Cochabamba, será escenario del encuentro entre Wilstermann y Atlético Paranaense de Brasil, por el grupo 3 de la fase clasificatoria.

Un día después, Bolívar recibirá a Palmeiras, también de Brasil, por la tercera jornada de la fase clasificatoria, grupo 2, de la Copa Libertadores 2020. El estadio “Hernando Siles” de La Paz será el escenario desde horas 20:30.

Con estos partidos, el fútbol de Bolivia iniciará una histórica etapa, la de prescindir, de manera obligada, de hinchada en las tribunas, debido a protocolos internacionales de bioseguridad.

En agosto pasado, las autoridades de salud aceptaron el corredor sanitario propuesto por la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol), que consiste en que tanto los equipos locales como visitantes, deben someterse a un encapsulamiento y pasar por pruebas PCR para comprobar que ninguno de los 22 futbolistas que estén en cancha, sean portadores de COVID-19.

Igual proceso será aplicado a las autoridades de campo (jueces de línea y árbitros), además de funcionarios de apoyo logístico de cada club y personal de soporte en los escenarios deportivos.

Los dos estadios tendrán sus puertas cerradas y en un radio no menor a 10 metros, las hinchadas podrán aproximarse; para evitar aglomeraciones que llamarían a contagios. Los fanáticos deberán conformarse con seguir las incidencias de los lances a través de la televisión, rigiéndose a lo que determine la empresa de cable que compró los derechos de transmisión con anterioridad.

Desde hoy comenzaron los operativos de preparación a los cotejos, tanto en La Paz como en Cochabamba. Para los días señalados, martes y miércoles próximos, se efectuarán rastrillajes, controles aéreos y anillos de seguridad.

Los próximos 29 y 30 de septiembre, Wilstermann y Bolívar devolverán las visitas al Brasil y se regirán a iguales protocolos para ingresar al país vecino.

Bolivia es el sexto país en acatar el corredor sanitario de la Conmebol, también se juega a puertas cerradas en Paraguay, Venezuela, Ecuador, Perú y Brasil.

linkedin