Miguel Manzanera – Sacerdote Jesuita

L a Conferencia Episcopal Boliviana, la Unión Europea y la Organización de las Naciones Unidas han publicado el 8 de octubre de 2020 un comunicado conjunto en ocasión de los próximos comicios electorales nacionales que tendrán lugar en Bolivia el 18 de octubre.

Se trata de un llamado urgente a todos los actores políticos, en especial a los candidatos y a sus militantes y simpatizantes para que contribuyan a un clima de paz y tolerancia en las próximas elecciones nacionales del país. Recogemos los puntos más importantes:

“Con la violencia no se logrará solucionar los grandes retos y desafíos que tiene la democracia boliviana. La capacidad de diálogo y concertación deberá ser el instrumento primordial para que, en un ambiente de unidad y respeto, se puedan resolver los temas de conflictividad y superar la polarización política”.

Ante el clima de tensión y confrontación que se vive en el país latinoamericano, este comunicado pretende, por un lado, hacer un llamamiento urgente a todos los actores políticos, en especial a los candidatos y a sus militantes y simpatizantes “para que contribuyan al clima de paz y tolerancia que deben primar en este momento tan crucial e histórico para la vida democrática del país”.

Además, los firmantes aprecian que “en el actual proceso se rescate el debate presidencial como un mecanismo importante de los procesos electorales que permiten acercar las candidaturas al electorado, informando y debatiendo sus propuestas. Es una manera constructiva y pacífica de llegar a la ciudadanía para que tome las mejores decisiones de manera libre y soberana”.

También consideran que la presentación del Padrón Electoral 2020, en el que se proporciona toda la información desplegada por el Tribunal Supremo Electoral (TSE), a raíz del conflicto social en que se vio sumergida Bolivia, a causa de los bloqueos por parte de movimientos sociales que rechazaban la fecha dispuesta para las elecciones presidenciales de este año, la Iglesia junto a la Unión Europea y la Organización de las Naciones Unidas tuvieron un papel fundamental en el diálogo y concertación de la “ley de elecciones”. La misma estableció la realización de los comicios generales antes del 18 de octubre. Esta decisión logró finalmente la pacificación luego de 11 días de conflicto.

“Es también una muestra importante de dar certidumbre a los votantes para garantizar el respeto a su voto el día de las elecciones nacionales” y destacan “la sólida respuesta de ciudadanos y ciudadanas al sorteo de jurados electorales realizados el pasado 18 de septiembre, constituyéndose así en la máxima autoridad electoral de cada mesa de sufragio”.

El padre José Fuentes, secretario general adjunto de la Conferencia Episcopal Boliviana, en una Conferencia de Prensa, realizada el pasado 18 de agosto, expresó que la Iglesia, dispuesta al diálogo, continuará el acompañamiento a los partidos políticos hasta las elecciones.

“La Iglesia busca la luz de cómo actuar en este difícil momento. Esta comisión de la Secretaría General de la Conferencia Episcopal Boliviana, que ha actuado como facilitadora del diálogo junto con la ONU y la Unión Europea, igual que en noviembre de 2019, nos hemos reunido de nuevo en aquella comisión tripartita para actuar y acompañar a la Asamblea Plurinacional y partidos. Esta comisión facilitadora ha sido un instrumento en Bolivia al servicio del diálogo, y ha aportado mucho a la pacificación, porque ha logrado la confianza de todos los grupos.”

linkedin