El procurador Wilfredo Chávez. (Foto: ABI)

Bolivia

El procurador general del Estado, Wilfredo Chávez, afirmó ayer que la Rendición Pública de Cuentas es un valor y principio consagrado en la Constitución Política del Estado (CPE), que obliga a los servidores públicos a transparentar sus acciones ante la población.

“Este valor, este principio está inserto en el artículo octavo de nuestra norma suprema, que claramente establece e identifica a la transparencia como un valor nuevo del Estado Plurinacional, un valor que, aparte de obligarnos nos invoca a que permanentemente las autoridades en funciones públicas demos cuenta de nuestros actos al público en general”, señaló, según cita un boletín institucional.

La jornada de ayer, la PGE realizó su audiencia de Rendición Pública de Cuentas Final Gestión 2020 mediante una aplicación de redes sociales. El objetivo fue explicar las tareas que se cumplieron de acuerdo al Programa Operativo Anual (POA) aprobado por el gobierno de facto.

En la audiencia, el Procurador indicó que el régimen de Añez convirtió la PGE en una oficina de persecución política, desnaturalizando su objetivo constitucional que es ejercer la representación jurídica de la defensa legal del Estado, cuidando sus intereses.

“El último mes y algo más de tiempo que hemos tenido en gestión, nos hemos esmerado solamente en salvar las situaciones que había dejado la dictadura a través de sus personeros de práctica indefensión del Estado y hemos tenido que retomar las actividades junto al equipo que me acompaña, ahora es un equipo técnico, altamente técnico para poder reencauzar las cosas y poder hacer una defensa efectiva legal del Estado”, agregó.

linkedin